Vienen por más-Reserva Ecológica Costanera Sur

2008-10 Cat: Arquitectura y Urbanismo

Imaginen la siguiente escena:
La Presidenta baja de su automóvil, poco maquillaje, pelo atado, gorra, bombacha de campo, remera, se calza la mochila que le alcanza la Edecán, monta en la bicicleta todo-terreno, respira hondo para apreciar los perfumes en el aire diáfano y parte por los senderos agrestes, bajo el sol, disfrutando de la fauna y la flora autóctonas seguida … por su séquito de custodios.
Los diarios titularían algo como: DÍA DE CAMPO DE CRISTINA o CRISTINA EN LA RESERVA .
¿Política ficción, realismo mágico?

Es difícil creer que quién denominó despectivamente yuyo a la ‘soja’ y ve la realidad casi siempre desde un despacho, detrás de un atril o desde un helicóptero, pueda protagonizar semejante evento. Por un lado, el gobierno nacional declama su gran preocupación por AA o los fondos de los jubilados enviando proyectos de ley para ESTATIZARLOS y por el otro, impulsa activamente la PRIVATIZACIÓN de la costa de la Ciudad Autónoma de Bs.As. (CABA) para desarrollos inmobiliarios ignorando el impacto ambiental y los derechos de los porteños.

La presidenta Cristina Fernández expresó el 28-10-2008 con pasmosa naturalidad ante M. Macri que le agradaría que la Reserva Ecológica Costanera Sur (RECS) se convierta en un Central Park. Este comentario, dicho como al pasar, demuestra indubitablemente que en la dirigencia existe una confusión voluntaria de valores. Toman, para su propia satisfacción y en forma inconsulta, decisiones que afectan a millones en forma irreversible sin consultar a los idóneos y para negocio de unos pocos.

Consideraciones:

Primero, la CABA.
Deciden sobre la CABA como si fuera un anexo de ‘Casa Los Sauces’ en Calafate o perteneciente a la cartera de negocios de ‘El Chapel S.A’.
Ignoran las necesidades de la población, los planes urbanos en marcha y la necesaria armonía entre los proyectos. Los terrenos involucrados se encuentran dentro de una Comuna sin embargo, la Nación actúa como si la Costanera, el Puerto, los bienes a cargo del ONABE y demás fueran territorio propio con normas y proyectos independientes de la ciudad y sus habitantes.
Beatriz Nofal de la Agencia Nacional de Inversiones anunció el 22-03-2007 que el gobierno nacional decidía respaldar una inversión de las empresas IRSA y Related Group of Florida por 500 millones de dólares para realizar un proyecto inmobiliario en los terrenos de la ex Ciudad deportiva de Boca. Quizás y relacionado con este proyecto, los astilleros TANDANOR contiguos a este predio, volvieron a manos del Estado a principios de abr/2007. También en forma inconsulta se intentó instalar un helipuerto en abr/2007 cerca de la RECS y solo aprobado por…Fuerza Aérea y se instaló el ‘Tranvía del este’ sobre la traza de las vías paralelas a la Av. Huergo.

Segundo, la empresa IRSA.
Patrocinadora y propietaria del terreno donde se asentará el publicitado ‘icono del Bicentenario’, posee además otros intereses en la zona como el proyecto inmobiliario ‘Santa María de Buenos Ayres’ y quizás también, en el futuro puerto para cruceros de lujo.

El objetivo de convertir a la RECS en un parque a imagen y semejanza de Nueva York es el mismo que lograr que la traza de la autopista ribereña sea subterránea. O sea, no perturbar a tan selectos ciudadanos con ruido, mosquitos, animales o plantas autóctonas extrañas y de esta manera aumentar las cotizaciones.

Si teníamos barrios con nombres ampulosos y pretenciosos como Palermo Hollywood, Soho y otros desvaríos culturales, esto se inscribe en la misma línea de pensamiento. Pura especulación inmobiliaria apoyada sobre la parte esnob de la población que seguramente usa o regala carteras Louis Vuitton.
Esta decisión también asegura un amplio negocio inmobiliario para las constructoras como Caputo y varios profesionales como M.R.Alvarez, Torcello y otros. Sería interesante conocer cómo IRSA, y no otra empresa, adquirió dichos terrenos. También si efectivamente la empresa le ‘prestó’ una oficina de lujo en Puerto Madero a Néstor Kirchner para sus actividades partidarias.

Tercero, las ONG.
La SCA (Sociedad Central de Arquitectos) no parece preocuparse por estos desaguisados. Pareciera que el Urbanismo está lejos de sus intereses más preciados, ha quedado como una ‘bella arte’ del pasado, algo romántico, naïve. ¿Qué diría Le Corbusier sobre estos parches?
Tampoco se conocen defensas de otros organismos profesionales.

Cuarto, los ciudadanos.
Que el público asistente a la exposición de anteproyectos para el ‘Icono…’ elija uno de ellos es como mínimo una burla a los profesionales involucrados y al Urbanismo en general. Por supuesto, dirán que el pueblo fue consultado. Democracia participativa -con reglas impuestas y límites precisos-. No hubo un referendo preguntando si se quería o no. Por otro lado, los ciudadanos deben estar atentos y organizados pues hay empresas que intentan constantemente invadir las zonas residenciales con construcciones ilegales y otros negocios sin considerar el impacto ambiental ni la sobrecarga sobre los servicios ya exiguos. Los hechos en el barrio de Caballito son un digno ejemplo.
No hay controles ni sanciones, solo el ojo atento de los damnificados y las cacerolas prestas.

Quinto, el turismo.
El relato articulado sobre que los turistas podrán apreciar y distinguir mejor a Buenos Aires o la Argentina al tener este Icono es desmerecer la inteligencia de los visitantes y de nosotros mismos. Buenos Aires y la Argentina en general poseen valores y patrimonios arquitectónicos, culturales, literarios, musicales, históricos y otros suficientemente reconocidos mundialmente sin necesidad de esta inversión fatua. La situación del país y el mundo amerita destinarlo a otras urgencias.

Es difícil creer en las buenas intenciones del gobierno nacional cuando hasta ahora solo han puesto impedimentos y trabas al GCABA. Se han negado a transferir la Policía Federal, liberar avales para extender las líneas de subterráneos y otras. Ahora pretenden que creamos en Iconos maravillosos y otros cuentos.

Todo, es una valija de propósitos y excusas.
Todo, en el nombre del Bicentenario, el proselitismo y los negocios.

Notas relacionadas:
Vienen por más-Autopista Ribereña
Vienen por más-Costanera Sur
Vienen por más-Costanera Norte
Vienen por más-Sociedad Rural
Vienen por más-Avellaneda

Claves: bicentenario, El Chapel, Casa Los Sauces, reserva ecológica, Reserva Ecológica, Costanera Sur, RECS, icono del bicentenario, Puerto Madero, IRSA, SCA, plan urbano ambiental, PUA, medio ambiente, Comunas

Más»

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Arquitectura y Urbanismo y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s